miércoles, 11 de julio de 2018

Cookies de avellanas rellenas de Nutella


Estas cookies no tienen descripción. Cuando las probéis no compraréis las industriales nunca más. La receta es de la Chef Anna Olson, la cual os invito que conozcáis si no lo hacéis ya que todas sus recetas son increíbles. La he modificado un poco para darle más sabor a avellanas y he añadido el relleno.



Ingredientes:


  • 125 gramos de mantequilla sin sal a temperatura ambiente
  • 125 gramos de azúcar moreno
  • 60 gramos de azúcar blanquilla
  • 1 huevo a temperatura ambiente
  • 310 gramos de harina normal
  • 30 gramos de almidón de maíz ( maicena)
  • 2 gramos de bicarbonato de sodio
  • 2 gramos de sal
  • 1 cucharadita de vainilla (extracto o pasta)
  • 100 gramos de avellanas tostadas troceadas + 50 gramos más para poner por encima
  • 1 cucharada de praliné de avellanas casero (opcional)
  • 80 gramos de Nutella 


Lo primero que haremos será echar la Nutella en una manga y hacer montoncitos de unos 4 gramos aproximadamente, y congelamos, hasta que estén firmes.

Precalentamos el horno a 175ºC
Mezclamos la mantequilla con los azúcares hasta que la mezcla blanquee. Añadimos el huevo, la vainilla y el praliné y seguimos removiendo. Tamizamos encima de la mezcla, la harina, el almidón de máiz, el bicarbonato y la sal y combinamos hasta homogeneizar. Añadimos las avellanas troceadas integrándolas bien. Con ayuda de una báscula, hacemos montones de unos 40 gramos, aplastamos un poco sobre la palma de la mano, ponemos el relleno de Nutella y formamos las bolitas. Las depositamos en placas de horno, aplastándolas ligeramente, dejando un poco de espacio entre ellas ya que crecerán en el horno. Decoramos las cookies con más avellanas troceadas y horneamos unos 10 minutos o hasta que estén doradas.
Dejamos enfriar sobre una rejilla.







Son blanditas y crujientes al mismo tiempo... una delicia!!!

martes, 26 de junio de 2018

Tarta de melocotón en almíbar y crema de queso


Empieza el veranito y las celebraciones y comidas familiares se llenan de postres fresquitos, así que os os traigo la receta de esta tarta que es super fresquita y fácil de hacer, para que sorprendáis a los vuestros.





Ingredientes:


Para la masa de bizcocho (2 moldes de 18 cms.)

  • 4 huevos
  • 200 gramos de azúcar
  • 200 gramos de harina normal
  • 1 cucharadita y media de levadura química
  • 1 cucharadita de vainilla
  • 100 gramos de aceite de girasol
  • 140 gramos de crème fraîche (o yogur griego)

Para el relleno de gelatina de melocotón (molde de 16 cms.)

  • 2 melocotones de almíbar triturados
  • 2 hojas de gelatina neutra

Para el relleno de crema de queso

  • 200 gramos de queso crema
  • 200 gramos de nata para montar
  • azúcar glass a gusto



Para el bizcocho, comenzamos poniendo el horno a precalentar a 180ºC.
Con una batidora eléctrica, batimos los huevos con el azúcar y la vainilla hasta que doblen su tamaño. Añadimos la crème fraîche y el aceite y seguimos batiendo. Por último, tamizamos la harina junto con la levadura e incorporamos con movimientos envolventes.  Repartimos la masa en 2 moldes de 18 centímetros previamente engrasados. Horneamos unos 25 minutos, o hasta que al pinchar con una brocheta, esta salga limpia. Sacamos para una rejilla y dejamos enfriar por completo. Filmamos y guardamos en la nevera.


Para el gelificado de melocotón, hidratamos la gelatina con agua fría durante 10 minutos. Trituramos los melocotones, hasta que no quede ningún trozo grande. Separamos una parte de melocotones triturados y añadimos las 2 hojas de gelatina. Calentamos en el microondas unos segundos hasta que la gelatina se deshaga. Juntamos las 2 mezclas para obtener una mezcla homogénea. Cubrimos con film transparente, un molde de silicona de 16 centímetros y metemos la mezcla. Refrigeramos hasta que solidifique.

Para la crema de queso, en un bol, mezclamos todos los ingredientes y montamos hasta que tenga una consistencia dura. Ponemos en una manga pastelera y guardamos en la nevera.


Para el montaje de la tarta, he usado como base una blonda y cartón para tartas. Si los bizcochos no estuviesen lisos, los igualaremos y colocamos uno en la base de cartón. Cortamos una tira de acetato, la colocamos alrededor del bizcocho y la sujetamos con un poco de cinta adhesiva. Rellenamos con un poco de crema de queso, colocamos el gelificado (si os resulta difícil, podéis congelarlo) y cubrimos con un poco más de crema. Colocamos el otro bizcocho, con la base hacia arriba, así tendrá una superficie lisa. Rellenamos con el resto de la crema de queso.
Para la roseta de melocotón, cortaremos las mitades de los melocotones en tiras finas, e iremos superponiendo formando los pétalos.







Espero que os guste! Un besote!




lunes, 9 de abril de 2018

Granola casera


Gracias a Cocinando sabores, hoy os traigo una receta de granola casera. Todos los meses nos propone un reto delicioso en instagram y esta vez nos ha tocado granola, que como sabéis, es una mezcla de copos de avena, frutos secos, miel, aceite... que se hornea para que quede crujiente para después, acompañado de leche, sea un desayuno sano y riquísimo. Lo bueno de la granola es que puedes ponerle lo que quieras a tu gusto, en este caso, la receta que os pongo a continuación, es un poco una mezcla de lo que tenía por casa, inspirándome en la receta de Megasilvita, ya que en nuestra casa también somos mucho de chocolate.



Ingredientes:


  • 300 gramos de copos de avena
  • 80 gramos de avellanas troceadas
  • 60 mililítros de aceite de girasol
  • 120 gramos de miel
  • 30 gramos de cacao puro sin azúcar
  • 40 gramos de arándanos rojos secos
  • 10 gramos de semillas de lino
  • 10 gramos de semillas de chía
  • 100 gramos de pepitas de chocolate con leche
  • Una cucharada de praliné de avellanas (opcional)
  • Un chorrito de vainilla
  • Una pizca de sal



La preparación es super sencilla. Lo primero precalentaremos el horno a 180ºC.
Mezclamos en un bol la avena, las semillas de lino y chía, los arándanos troceados, las avellanas y el cacao. Por otro lado, mezclamos la miel, el aceite de girasol, la vainilla, la sal y el praliné de avellanas. Mezclamos bien hasta que esté homogéneo. Mezclamos las dos preparaciones. Por último, añadimos las pepitas de chocolate.
En una fuente de horno, repartimos la granola por todas su superficie y horneamos a 180ºC, unos 30 minutos, removiendo de vez en cuando para que la granola quede crujiente por todos lados. Una vez que hayan transcurrido los 30 minutos, retiramos a una rejilla y dejamos enfriar por completo. Estará crujiente y desprenderá un olor delicioso.
A mi me gusta guardarla en un bote hermético para que me dure más tiempo, aunque esta delicia se acaba en un par de días!
Espero que os guste. Y como siempre, esta receta es orientativa, podéis cambiar los frutos secos, añadir más o menos a vuestro gusto o sustituirlos por otros ingredientes, todo esto respetando el conjunto de la receta.
Ya no tenéis excusa para no desayunar sano y casero al mismo tiempo.









martes, 13 de marzo de 2018

Brazo de gitano de mascarpone y manzana

Hoy os traigo una receta super rica, un brazo de gitano. Pero no, no vamos a hacer el brazo de gitano tradicional, si no uno con queso mascarpone y relleno de manzana y canela.






Ingredientes:


Para el bizcocho flexible:

  • 5 huevos
  • 100 gramos de azúcar
  • 100 gramos de harina 
  • 1 pizca de sal
  • 1 cucharadita de extracto de vainilla

Para el relleno de queso mascarpone:

  • 1 tarrina de queso mascarpone (250 gramos)
  • 2 cucharadas de azúcar glas

Para el relleno de manzanas:

  • 3 manzanas tabardilla medianas (reineta)
  • Una pizca de canela
  • 2 cucharadas de azúcar moreno
  • 25 gramos de mantequilla
  • 1 cucharadita de zumo de limón
  • Una pizca de sal

Empezaremos por el bizcocho flexible. Preparamos el molde (tipo plancha) con papel de hornear en el fondo.
  1. Precalentamos el horno a 180ºC.
  2. Montamos los huevos con la sal, el azúcar y la vainilla hasta que dupliquen su tamaño.
  3. Tamizamos encima la harina y mezclamos con movimientos envolventes.
  4. Cubrimos el molde con la masa ayudándonos de una espátula.
  5. Horneamos 15-20 minutos.
  6. Dejamos enfriar 5 minutos.
  7. Enrollamos sobre un paño limpio y dejamos enfriar por completo.

Para el relleno de manzanas:
  1. Pelamos y cortamos las manzanas en cuadrados de un centímetro y las mezclamos con el zumo de limón.
  2. En una cazuela, ponemos a fuego medio, la mantequilla y el azúcar.
  3. Cuando el azúcar empiece a disolverse, añadimos la manzana, la pizca de sal y la canela.
  4. Cocinamos hasta que la manzana empiece a ponerse blanda.
  5. Retiramos del fuego y dejamos enfriar.
Para el relleno de queso mascarpone, mezclamos el queso con el azúcar hasta que la mezcla esté cremosa.



Para el montaje, desenrollamos el bizcocho. 
Lo cubrimos con una capa uniforme de mascarpone, ayudándonos de una espátula.
Repartimos la manzana por encima del mascarpone.
Enrollamos, cubrimos con film y enfriamos un par de horas en la nevera.
Servimos espolvoreándolo con azúcar glas.





jueves, 8 de marzo de 2018

Tarta de naranja y fresas

Hola, hoy os traigo una receta que me encanta. Un bizcocho esponjoso, suave y con un toque cítrico que me encanta. Combinado con nata y fresas maceradas en zumo de naranja. Fresquita y de rechupete, apuntad la receta!!


Ingredientes:


Para el bizcocho ( 2 moldes de 18 cms.) :

  • 200 ml. de aceite de girasol
  • 200 grs. de azúcar blanco
  • 1 sobre de azúcar avainillado
  • 200 grs. de harina
  • 4 huevos M
  • 7 grs. de levadura química
  • 1 yogur griego sin azúcar
  • la ralladura de una naranja

Para el relleno:

  • 150 grs. de nata vegetal
  • 250 grs. de fresas (dejaremos un par de ellas para decorar)
  • Zumo de 1 naranja

Precalentamos el horno a 180 ºC. 
Batimos los huevos con el azúcar, el azúcar avainillado y la ralladura de naranja, con una batidora de varillas hasta que doblen su volumen.
Añadimos el aceite de girasol y seguimos batiendo, esta vez a velocidad baja.
Tamizamos la harina junto con la levadura e integramos con una lengua repostera y movimientos envolventes. Por último, añadimos el yogur griego y mezclamos hasta homogeneizar.
Untamos con spray desmoldante 2 moldes de 18 centímetros de diámetro. 
Rellenamos con la mezcla y horneamos unos 20-25 minutos a 180ºC, o hasta que al pinchar con un palillo y que salga limpio.
Enfriamos sobre una rejilla.
Una vez estén completamente fríos, los filmamos y reservamos en la nevera.

Para el relleno, cortamos las fresas lavadas en trozos pequeños y los mezclamos con el zumo de naranja. Dejamos reposar mínimo media hora.
Montamos la nata bien fría, al ser nata vegetal, no necesita más azúcar y viene aromatizada con vainilla. Si usáis nata normal endulzadla a vuestro gusto.
Para el montaje, sobre una base giratoria, colocamos un trozo de antideslizante y una base de cartón.
Con un poco de nata, pegamos el bizcocho al cartón y colocamos un acetato alrededor.
Rrellenamos con una cantidad generosa de nata. 
Escurrimos ligeramente las fresas y las repartimos por encima de la nata.
Por la parte de abajo de la otra capa de bizcocho, untamos un poco de nata y ponemos encima del resto de la tarta, así no se nos moverá el relleno.
Esparcimos el resto de la nata en la parte de arriba de la tarta. 
Filmamos y dejamos reposar 24 horas.
Decoramos con unas fresas cortadas a la mitad y ligeramente pinceladas con mermelada de albaricoque y unos macarons.






Espero que la probéis!
Blogging tips